Archive for category: aprendizaje

La Importancia del Lenguaje en Niños con Síndrome de Down

La mayoría de los niñ@s con síndrome de Down requieren terapia del habla desde el principio. Aunque por lo general aprenden a hablar por sí mismos, tienen problemas con la pronunciación y en ocasiones no pueden mantener una conversación fluida, porque la otra persona tiene dificultad para entenderlos. La terapia del habla es una gran manera de tratar los problemas de pronunciación, y dar a los niños con síndrome de Down la oportunidad de lograr comunicarse con su entorno.
Read more →

¿Qué es el TDAH? (Definición)

El TDAH (Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad) es un trastorno en el que intervienen tanto factores genéticos como ambientales. El TDAH es un trastorno de conducta que aparece en la infancia, y que se suele empezar a diagnosticar en torno a los 7 años de edad aunque en algunos casos este diagnostico se puede realizar de una manera más precoz. Se manifiesta como un aumento de la actividad física, impulsividad y dificultad para mantener la atención en una actividad durante un periodo de tiempo continuado. Además de esto hay niños en los que se observan a su vez problemas de autoestima debidos a los síntomas propios del TDAH y que los padres no suelen asociar a dicho trastorno. A su vez, el TDAH se puede asociar con frecuencia a otros problemas, y  sus consecuencias se aprecian en distintos ambientes de la vida del niño, no solo el escolar, sino que también afecta en gran medida a las relaciones interpersonales tanto con la familia, como con otros niños y con sus educadores, siendo estas interrelaciones clave en el desarrollo del niño. Read more →

Consejos para mejorar la memoria, mediante el juego.

La memoria se conforma de recuerdos y de emociones, recordamos mejor aquello que nos genera alegría y diversión. De ahí la posibilidad de estimular la memoria infantil con actividades lúdicas. Juegos y memoria conforman una buena combinación para ayudar a potenciar la capacidad de atención de los niños y el aprendizaje. Obligar a los [email protected] a memorizar operaciones matemáticas, reglas de ortografía o fechas no siempre es sencillo. Es preferible potenciar la memoria a través del juego.

Le sugerimos estas actividades para poder mejorar la menoria de manera divertida.

1.-Memorizar canciones. Desde bebés, los padres cantan a sus [email protected] numerosas composiciones, una y otra vez, les repiten canciones que los niños aprenden. Se puede aprovechar esta técnica para inventar estrofas con el contenido que se quiere que los pequeños memoricen. Al principio, se puede empezar con temas sencillos para recordar la dirección de casa o el número de teléfono de los padres, que los niñ@s podrán utilizar en caso de emergencia. Cuando crecen, se puede ayudar a los [email protected] a memorizar cuestiones básicas de estudio, como el alfabeto o las tablas de multiplicar, dos clásicos de los primeros años de colegio.

2.-Repetición de palabras. Los niñ@s memorizan, sobre todo, por repetición. Cuando dicen, escuchan o hacen algo varias veces, lo aprenden. Si se quiere que recuerden algo en especial, es apropiado repetírselo, puede ser durante el camino a casa, las reglas de un juego o el uso de los cubiertos al comer.

3.-Juguetes que suenan. Para los más pequeños, son adecuados los juguetes que emiten sonidos, se puede animar a los niñ@s a memorizar qué sonido escuchan al presionar una determinada parte de un juguete o muñeco, ellos aprenden a reconocer el sonido que se emite. Esto puede ayudar incluso a la memoria auditiva, ya que aprender a discriminar sonidos.

4.-Esconder objetos. Es un juego sencillo que tan solo requiere recopilar varios objetos que se tengan en casa, los padres han de mostrar a los [email protected] las piezas seleccionados -entre cinco y diez es un número adecuado (de acuerdo a la edad del niñ@), esconderlos frente a ellos. Una vez ocultados, se les da un tiempo mínimo para que encuentren los objetos.

5.-Juegos que podemos encontrar en la computadora. Pueden servir para desarrollar la memoria visual son una opción práctica para que los niñ@s estimulen la memoria, en internet podemos encontrar propuestas ajustadas a la edad y nivel de dificultad. Conviene que se juegue bajo la supervisión de los padres.

6.-Ver peliculas. Después pedirle a nuestros [email protected] que nos narren alguna de las escenas, de igual manera mencionar los personajes primarios y los personajes secundarios. Preguntarles sobre el vestuario, peinados o frases que tengan algún contenido educativo.

7.- La lectura. Siempre es bueno y podemos aprovechar la lectura de la noche anterior para preguntarles sobre lo que leyeron, cuál fue el mensaje principal de la lectura, y algunas otras preguntas que se puedan realizar sobre la misma.

8.-Fabricar utensilios sonoros. Podemos fabricar nuestro propio juego con materiales que tengamos en casa, así como utilizar juegos de memoria con sonido que podemos encontrar en tiendas departamentales.

9.-Los trabalenguas son una herramienta para ayudar a los niñ@s a mejorar la memoria auditiva.

10.-Mencionarle al niñ@ 3,4,5 o hasta 6 palabras (dependiendo de la edad), de un mismo tema y el niñ@ debrá repetirlas en el mismo orden. Por ejemplo juguetes decimos nombres de juguetes y el niñ@ los repite con el mismo orden en el que los mencionamos, esto le ayudará a mejorar su memoria secuencial.

20130922-103916.jpg

Hábitos

5 pasos para crear buenos hábitos

Para conseguir buenos hábitos puedes seguir cinco sencillos pasos:

Detecta y define qué es exactamente lo que quieres cambiar y convéncete a ti mismo que puedes: sólo podemos cambiar lo que nos proponemos, lo que no nos planteamos, no. Por eso es importante identificarlo, decidirlo, y convencerse de la capacidad de hacerlo. Sin estos tres ingredientes, es mucho más difícil o casi imposible iniciar un cambio positivo.

Establece metas más asequibles y realistas al principio: el que cumplas ciertos objetivos alcanzables al principio te ayudará sentirte [email protected] y [email protected] a continuar con el cambio, si por el contrario tus metas son inalcanzables e irreales, sufrirás más y te desmotivarás antes de comprobar si realmente puedes hacerlo.

Mide tu progreso y tus logros, no te desanimes en el inicio. Mantén la constancia, ya que en todo es normal que no se vean resultados hasta pasado un tiempo. Escribe notas de ánimo para ti [email protected], háblate mejor, sé más cuidadoso con el lenguaje que utilizas con tu persona, en ocasiones somos demasiado duros. En el cambio de hábitos, es importante que el auto-lenguaje sea positivo: “yo puedo y lo voy a hacer”.

Recuerda que el simple hecho de querer tener mejores hábitos, te puede proporcionar múltiples oportunidades para demostrarte muchas cosas, y que te convenzas de que mejorarte a ti [email protected] siempre es buena inversión.

20130816-151936.jpg

Detección Temprana del Síndrome de Asperger

Vamos a dedicar esta entrada a los signos de alarma del Sindrome de Asperger, también conocido como el trastorno invisible por lo que habitualmente se tarda en diagnosticar. Estos niños se confunden con niños peculiares y habitualmente se malinterpretan sus conductas como intencionadas, también se pueden confundir con niños hiperactivos o superdotados, causando en ellos serios problemas de ansiedad y frustración, debido a la incompresión de sus dificultades. No suele detectarse el problema en la primera infancia lo que hace que no se establezca un diagnóstico hacia los 5- 6 años y que no se inicie un tratamiento especializado hasta los 6 o 7 años de edad.

La Terapia del Lenguaje

Posiblemente en una conferencia reciente para padres y maestros, los maestros le expresaron su preocupación acerca de que su hijo podría tener un problema con el habla o el lenguaje. O quizás mientras ha hablado con su hijo, se ha dado cuenta de que tartamudea de vez en cuando. Quizás su hijo tiene un problema. Y si este fuera el caso, ¿qué debe hacer?

Intervenir a tiempo es un buen consejo. Una evaluación por un patólogo certificado en problemas del habla y del lenguaje puede determinar si su hijo tiene dificultades. Read more →

Cinco Pasos para Crear Buenos Hábitos

Para conseguir buenos hábitos puedes seguir cinco sencillos pasos:

Detecta y define qué es exactamente lo que quieres cambiar y convéncete a ti mismo que puedes: Sólo podemos cambiar lo que nos proponemos, lo que no nos planteamos, no. Por eso es importante identificarlo, decidirlo, y convencerse de la capacidad de hacerlo. Sin estos tres ingredientes, es mucho más difícil o casi imposible iniciar un cambio positivo.

Establece metas más asequibles y realistas al principio: El que cumplas ciertos objetivos alcanzables al principio te ayudará sentirte [email protected] y [email protected] a continuar con el cambio, si por el contrario tus metas son inalcanzables e irreales, sufrirás más y te desmotivarás antes de comprobar si realmente puedes hacerlo.

Mide tu progreso y tus logros, no te desanimes en el inicio. Mantén la constancia, ya que en todo es normal que no se vean resultados hasta pasado un tiempo. Escribe notas de ánimo para ti [email protected], háblate mejor, sé más cuidadoso con el lenguaje que utilizas con tu persona, en ocasiones somos demasiado duros. En el cambio de hábitos, es importante que el auto-lenguaje sea positivo: “yo puedo y lo voy a hacer”.

Recuerda que el simple hecho de querer tener mejores hábitos, te puede proporcionar múltiples oportunidades para demostrarte muchas cosas, y que te convenzas de que mejorarte a ti [email protected] siempre es buena inversión.

20130816-151936.jpg

Proceso de Lecto-Escritura

Dificultades Lecto-Escritura: Procesos, evaluación e intervención

Las dificultades en la lecto-escritura podrán derivarse de la dificultad del alumno en uno o varios de estos procesos. Por este motivo es necesario que el profesorado sepa cuáles son, cómo evaluarlos y, una vez identificada la dificultad, cómo intervenir.

LA LECTURA

La lectura es una actividad compleja que parte de la decodificación de los signos escritos y termina en la comprensión del significado de las oraciones y los textos. Durante esta actividad el lector mantiene una actitud personal activa y afectiva, puesto que aporta sus conocimientos para interpretar la información, regula su atención, su motivación, y genera predicciones y preguntas sobre lo que está leyendo.

Básicamente existen cuatro procesos implicados en la lectura: procesos perceptivos, léxicos, sintácticos y semánticos.

LA ESCRITURA

Consideramos que la escritura es algo más que la transcripción de sonidos a signos gráficos. Aprender a escribir implica ser capaz de escribir no sólo palabras sino textos ya que la verdadera función de la escritura es comunicar un mensaje escrito.

Los procesos de escritura, contrariamente a los de lectura, han recibido una atención escasa. Como en el caso de la lectura, uno de los factores que facilita la escritura es la automatización de determinados procesos. De esta manera, no tenemos que pensar en los movimientos de las manos y los dedos cuando escribimos a mano, como tampoco pensamos en qué letra hay que pulsar cuando escribimos a máquina u ordenador. Estas tareas, que se realizan de forma automática, permiten “dejar hueco” a procesos superiores de composición.

20130722-132057.jpg

Para ser más inteligentes…

Algunos consejos para ser más inteligentes…

1-Resuelve acertijos , sudokus y juegos de ingenio

2-Bloquea alguno de tus sentidos para realizar actos cotidianos, come con una venda en los ojos , duchate con tapones en los oidos…

3-Fijate en la ambigüedad , aprende a apreciar las paradojas y la ilusiones opticas.

4-Mejora tu capacidad ambidiestra. Usa tu mano no dominante para realizar tareas como peinarte, lavarte los dientes , mover el ratón, intercambia el cuchillo y tendor de manos comiendo.

5-Aprende a realizar mapas mentales.

6-Encuentar nuevos usos para objetos cótidiano, por ej. Cuántas formas de utilizar un X objeto encuentras , 10? 100?

7-Aprende técnicas de creatividad.

8-Ve más allá de la respuesta “evidente”

9-Utiliza el pensamiento lateral

10-Mira las fotos al reves.

11-Resuelve puzzles y problemas de lógica

12- Familiarizate con el método científico

13-Dibuja , pinta, modela, colorea, realiza actividades manuales.

14-Piensa siempre en positivo

16-Aprende a hacer malabarismos

17-Come alimentos buenos para el cerebro, por que cerebro sano, neuronas sanas, mas inteligencia.

18-Duerme lo justo ; ni mucho ni poco

19- Haz la siestica durante una hora. Ni mas ni menos.

20-Simplifica tu vida.

21-Juega juegos de mesa.

25- No uses lo ultimo en tecnologia para todo , en ocasiones debes hacer diversas actividades a la antigüita

Problemas de aprendizaje

Los padres se preocupan mucho y se decepcionan cuando su hijo tiene problemas en la escuela. Hay muchas razones para el fracaso escolar, pero entre las más comunes se encuentra específicamente la de los problemas del aprendizaje. El niño con uno de estos problemas de aprendizaje suele ser muy inteligente y trata arduamente de seguir las instrucciones al pie de la letra, de concentrarse y de portarse bien en la escuela y en la casa. Sin embargo, a pesar de sus esfuerzos, tiene mucha dificultad aprendiendo y no saca buenas notas. Algunos niños con problemas de aprendizaje no pueden estarse quietos o prestar atención en clase. Los problemas del aprendizaje afectan a un 15 porciento de los niños de edad escolar.
La teoría es que los problemas del aprendizaje están causados por algún problema del sistema nervioso central que interfiere con la recepción, procesamiento o comunicación de la información. Algunos niños con problemas del aprendizaje son también hiperactivos, se distraen con facilidad y tienen una capacidad para prestar atención muy corta.

Los psiquiatras de niños y adolescentes nos aseguran que los problemas del aprendizaje se pueden tratar, pero si no se detectan y se les da tratamiento adecuado a edad temprana, sus efectos pueden ir aumentando y agravándose. Por ejemplo, un niño que no aprende a sumar en la escuela primaria no podrá aprender álgebra en la escuela secundaria. El niño, al esforzarse tanto por aprender, se frustra y desarrolla problemas emocionales, como el de perder la confianza en sí mismo con tantos fracasos. Algunos niños con problemas de aprendizaje se portan mal en la escuela porque prefieren que los crean “malos” a que los crean “estúpidos.”

Los padres deben estar conscientes de las señales que indican la presencia de un problema de aprendizaje, si el niño:

tiene dificultad entendiendo y siguiendo instrucciones;
tiene dificultad recordando lo que se le acaba de decir;
no domina las destrezas básicas de lectura, escritura y matemática, por lo que fracasa en el trabajo escolar;
tiene dificultad distinguiendo entre la derecha y la izquierda, por ejemplo, confundiendo el número 25 con el número 52, la “b” con la “d”, y “le” con “el”;
le falta coordinación al caminar, jugar deportes o llevar a cabo actividades sencillas, tales como aguantar un lápiz o amarrarse el cabete del zapato;
fácilmente se le pierden o extravían sus asignaciones, libros de la escuela y otros artículos;
y no puede entender el concepto de tiempo, se confunde con “ayer”, “hoy” y “mañana.”
Tales problemas merecen una evaluación comprensiva por un experto que pueda analizar todos los diferentes factores que afectan al niño. Un psiquiatra de niños y adolescentes puede ayudar a coordinar la evaluación y trabajar con profesionales de la escuela y otros expertos para llevar a cabo la evaluación y las pruebas escolásticas y así clarificar si existe un problema de aprendizaje.

Después de hablar con el niño y la familia, de evaluar la situación, de revisar las pruebas educativas y de consultar con la escuela, el psiquiatra de niños y adolescentes hará recomendaciones sobre dónde colocar al niño en la escuela, la necesidad de ayudas especiales, tales como terapia de educación especial o la terapia del habla y los pasos que deben seguir los padres para asistir al niño para lograr el máximo de su potencial de aprendizaje. Algunas veces se recomienda psicoterapia individual o de familia y algunas veces se recetan medicamentos para la hiperactividad o para la distracción. Es importante reforzar la confianza del niño en sí mismo, tan vital para un desarrollo saludable, y también ayudar a padres y a otros miembros de la familia a que entiendan y puedan hacer frente a las realidades de vivir con un niño con problemas de aprendizaje.